PULIDORAS DE TAMBOR

La preparación de superficies en pulidoras de tambor con elementos abrasivos se considera el método de tratamiento de superficies más tradicional. Las pulidoras de tambor se caracterizan por su alta universalidad, pero el tratamiento es relativamente largo. Sirven tanto para esmerilar como para pulir distintos materiales en seco o en mojado.

En el método en mojado se añaden los líquidos adecuados al material sometido a tratamiento. Los recipientes empleados en este método se han diseñado especialmente para funcionar con soluciones acuosas y se caracterizan por una alta resistencia a la abrasión.

El método en seco también está indicado para alisar, dar un pulido inicial y un pulido que garantice un alto brillo. Como abrasivos se utilizan elementos orgánicos: cáscaras de nuez de distintas granulometrías o bloques de madera que cumplen la función de portar pastas de esmerilado y pulido.

Las pulidoras de tambor son fáciles de usar. Además, se caracterizan por un funcionamiento silencioso y por la rapidez de recambio de los recipientes de tambor. Las máquinas se fabrican en diferentes configuraciones: para trabajar con uno o dos recipientes. Además, la máquina PBD2pw presenta la opción de airear los recipientes durante el tratamiento en seco y regular las revoluciones libremente.

Przejdź do góry strony